miércoles, 21 de marzo de 2012

Atlético de Madrid-Athletic de Bilbao: Un equipo apasionado, un equipo desmotivado

Atlético de Madrid 2-1 Athletic de Bilbao (21/03/2012)
Decían que al Athletic de Bilbao le iba a pasar factura el físico tras jugar tantos partidos con los mismos jugadores, sólo que se olvidaban que lo que mueve el cuerpo es la mente y como dice "@martiperarnau" la cabeza es la que manda. Se ha visto un Athletic sin intensidad, sin movimientos y sin ganas. Así no es como ganó al ManU. Al contrario estaba el Atlético de Madrid, muy intenso, con las ideas claras. Así funciona el fútbol, normalmente.

1. La diferencia entre ambos equipos es que unos creaban poco peligro, pero los otros ninguno. El Atlético de Madrid defendía muy correctamente y buscaba salir velozmente para que solucionase Adrián o en su defecto Falcao. El Athletic estuvo defensivamente intermitente, permitiendo más de lo que debían y lo acabaron pagando. Ofensivamente, pésimo. De Marcos en la banda y sin Llorente éste equipo no funciona. Quizá tenga que ver la colocación defensiva rival, pero también la actitud propia.

A la izquierda el "pressing" del Atletico de Madrid cuando el rival intenta sacar el balón, desde atrás y jugado. Obligan a lanzar el balón largo y tal como está enmarcado, tienen superioridad en campo propio para recuperar. En la derecha, la organización defensiva del Atletico de Madrid, enmarcado queda el espacio que hay entre líneas donde ningún jugador rival puede recibir. El pase del equipo rival es muy largo y da tiempo de bascular y llegar.

2. Lo que os comento hoy es la organización defensiva del Atlético de Madrid. Con una gran intensidad y menor orden del que parece. Importa más que haya gente cerca del balón para robar y salir corriendo que cerrar espacios y achicar, que también. Cuando el Athletic intentaba sacar el balón desde atrás, el Atléti situaba a tres hombres arriba para incomodar un pase hacia adelante. Si un jugador vasco bajaba a recibir para apoyar, lo acompañaba un jugador del equipo local. ¿Quá pasaba? Que forzaba al equipo visitante a tirar el balón arriba donde el Atlético de Madrid tiene superioridad numérica y conseguía robar el balón, aunque si no robaba, el tener tanta gente detrás del balón conseguían ordenarse y achicar con facilidad.

3. Cuando el Athletic conseguía sacar el balón tras mucho esfuerzo, lo que hacía el Atlético era replegarse y jugar con hasta ocho hombres por detrás del balón. Tienen una clara consigna: que ningún jugador rival pueda recibir entre las líneas de centrocampistas y la defensa. Si hay algún jugador por esa zona debe estar marcado o por defensas o por los medios. Deben cerrar todas las líneas de pase pero presionando al hombre con balón y sus hombres cercanos porque el objetivo es robar y salir corriendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario